sábado, 11 de marzo de 2017

Las nuevas tecnologías al servicio de la tristeza

Los talleres y clubes de animación a la lectura siguen trabajando la tristeza, con distintos enfoques, adaptados cada uno de ellos al nivel de nuestros usuarios. Estamos aprendiendo que es un sentimiento natural del ser humano, que como otras emociones, la tristeza viene y se va, que puede aparecer por diferentes motivos, y lo que es más importante, estamos aprendiendo como manejarla de forma positiva para que no nos arruine los bellos momentos que nos toca vivir..
Nuestras pequeñas Ardillas Lectoras, ¡qué con en el paso del año ya no son tan pequeñas!, han compartido la tristeza de: "El pequeño jardinero" y han "sembrado" flores de papel para llenar de color y alegría el jardín. Dejando incluso mensajes ocultos: bellas poesías detrás de las hojas de las flores.

Las nuevas tecnologías nos han servido para enfocar, desde otra perspectiva, el taller de animación a la lectura de los Ratoncitos de biblioteca. Porque una historia es historia, venga en el formato que venga y se utilice la herramienta que se utilice. Los cinco cortos más tristes de youtube han sido un pretexto para hablar de la tristeza y de muchos otros sentimientos que la acompañan. Los Ratoncitos han tenido que poner título y palabras a las historias, que de tanta tristeza hasta eso les faltaba, y para crearles finales felices que consiguieran mitigar un poco ese poso de congoja y tristeza que la visualización de estas historias nos había dejado.

El Club de lectura L@s Devora libros sigue hablando de la tristeza en Castillos de Cartón de Almudena Grandes. Es un libro lleno de sentimientos y emociones, donde se aúna la pena por la muerte, las decepciones y traiciones que a veces traen emparejadas la amistad y el amor. Donde ni los finales felices parecen darnos un desahogo a ese sentimiento de tristeza que nos embarga mientras leemos, mientras compartimos la lectura y comentamos la historia de esos tres personajes, que parecen estar a vuelta de todo y a vuelta de nada. Aprovechamos las nuevas tecnologías para conocer también a la autora a través de una entrevista, ¡cómo tantas otras!, que este medio pone a nuestro alcance.